Cómo Darse De Alta Como Persona Moral En El SAT

Personas reunidas

Emprender un negocio puede ser un gran reto que cambie tu vida para siempre, por lo que muchas personas sienten miedo de dar ese paso. Sin embargo, los valientes saltan a lo desconocido con una sonrisa y trabajando día a día para conseguir lo que desean.

Uno de los puntos que todo emprendedor debe tener presente es el dar de alta su empresa en el sistema del SAT para poder cumplir con todas las legalidades que esto supone y mantenerse al día con el pago de impuestos.

Si este es un punto que te interesa, hoy te hablaremos de la persona moral y cómo hacer para darte de alta como una en el sistema del SAT.

Qué es una persona moral

En general, la persona moral se constituye con una unión de un conjunto de personas que colaboran entre sí para conseguir un fin común y que se mantienen unidas por un beneficio social.

Una persona moral puede ser conformada por personas físicas, autónomos o morales, permitiendo que se creen sociedades de distintos tipos.

Como entidad jurídica e intelectual, la persona moral no puede ser captada por los sentidos, lo cual no la libra de tener la capacidad de ejercer derechos y cumplir con las obligaciones que se designen de forma legal o por contratación.

Con el fin de que puedas distinguir a una persona moral de una persona física, a continuación te indicaremos algunas de las características más llamativas de la misma:

  • Cuenta con una razón social que se refiere a la actividad desarrollada o al nombre que han elegido los creadores.
  • Su capacidad para ejercer derechos y cumplir con obligaciones tiene su inicio desde su creación y finalizarán solo con la disolución de la sociedad.
  • No cuenta con estado civil o sexo.
  • Tiene como obligación el presentar su contabilidad electrónica ante el SAT.
  • Su patrimonio se compone de los bienes, derechos y obligaciones tasables en dinero que tenga la persona moral. Esto quiere decir que el patrimonio de la persona jurídica no será igual al de las personas físicas, autónomos o personas morales que la componen.
  • La capacidad de la persona moral se encuentra limitada por su objeto social y, a su vez, solo puede ser ejercida por conducto de sus representantes.

De igual forma, es importante precisar que se considera que una persona moral es mexicano siempre que se encuentre constituida de acuerdo a las leyes establecidas por el país y mientras mantengan su domicilio en el territorio nacional.

Quién debe darse de alta como persona moral

Hombre arreglándose la corbata

Tomar la decisión de ser una persona moral es algo personal de una persona, grupo de personas u organizaciones. No obstante, para poder constituir una persona moral se deberá contar con dos o más personas que mantengan un objetivo común, el cual puede ser lucrativo o no, dependiendo de la razón social de la misma.

Igualmente, las empresas, negocios, ONG’s o cualquier otra asociación u organización que requiera de la emisión de facturas electrónicas con el fin de realizar el pago de sus impuestos según le corresponda.

En el caso de ser un emprendedor solitario, lo mejor es que tomes la decisión de iniciar en el régimen de persona física con actividad empresarial, lo cual permitirá que puedas hacerlo de forma adecuada. Una vez tus ingresos comiencen a aumentar, podrás realizar el cambio para el régimen de persona moral, si es necesario.

Cuándo debes convertirte en una persona moral

Muchas personas tienen la duda de si deben o no convertirse en personas morales, debido a que puede ser un término confuso para algunos emprendedores.

Para ayudarte con esta duda, te daremos tres puntos que pueden ocasionar el cambio de persona física con actividad empresarial a persona moral sin problemas.

  • Socios. Un emprendimiento no es un camino de una sola vía y mucho menos invariable. Por ello, puede darse el caso de que conozcas colaboradores que con el tiempo y el crecimiento de tu negocio se vuelvan parte de tu sociedad, siendo el momento de comenzar una persona moral. Así todos podrán conocer sus derechos y obligaciones, además de poder tomar decisiones importantes de una forma mucho más eficiente para mejorar las condiciones del negocio.
  • Diversificación de negocios. Las personas físicas con actividad empresarial que se aventuran a diversificar sus negocios tienen la opción de crear distintas personas morales para cada una de sus razones sociales. De esta forma, no solo pueden mantener su control financiero individualmente, sino que protegen su patrimonio en caso de que se lleguen a presentar situaciones difíciles en uno o más de sus negocios.
  • Facturas superiores a 2 millones. El crecimiento de tu negocio puede ser un buen momento para atraer inversionistas o formar una sociedad con personas que tengan la misma visión de futuro que tú. Para esto es importante que mantengas tu contabilidad en orden, así como que tengas control del crecimiento de tu emprendimiento mientras mantengas tu actividad ante el SAT.

Tipos de personas morales

Diferente tipo de personas

Para contar con lo que necesita tu negocio es necesario que sepas cuales son los tipos de personas morales y las implicaciones que tiene cada una. Esto se debe a que elegir el tipo de persona moral dependerá directamente de las actividades sociales y de las necesidades que tengan los socios.

Régimen general

La característica principal es que este régimen agrupa las sociedades que mantienen actividades con fines lucrativos, por lo que te indicaremos cuales son:

  • Sociedades mercantiles de distintos tipos como sociedades anónimas, de responsabilidad limitada, entre otros.
  • Sociedades civiles.
  • Almacenes generales de depósito.
  • Arrendadores o financieras.
  • Instituciones financieras, de créditos, de seguros… como bancos y casas de bolsa.
  • Organismos con facultades autónomas. Es decir, entes descentralizados que se encargan de comercializar fideicomisos de actividades empresariales, bienes o servicios.

Régimen con fines no lucrativos

Conocidas como las personas morales que no buscan ninguna ganancia económica con la actividad que realizan, el régimen con fines no lucrativos se encarga de recibir aportaciones voluntarias de terceros utilizando dichos fondos para realizar obras de beneficencia.

El objeto social de este régimen se encuentra previsto en el título III de la Ley de Impuestos sobre la Renta y, quienes se ubican en este grupo no son sujetos a este tipo de impuestos, salvo algunas excepciones definidas.

Algunas de las actividades que pueden caer en este régimen son:

  • Atención de servicios básicos de grupos vulnerables.
  • Asistencia o rehabilitación médica.
  • Apoyo a servicios funerarios.
  • Rehabilitación de adicciones.
  • Asistencia jurídica, derechos humanos, de menores y readaptación social.
  • Orientación social, educación o capacitación al trabajo.
  • Sindicatos.
  • Administración de fondos para el retiro.
  • Atención a personas con discapacidad.
  • Cámara de industria y el comercio.
  • Colegios profesionales.

Requisitos para darse de alta como persona moral en el SAT

lista

Completar la inscripción de una persona moral en el SAT es mucho más compleja que la inscripción que se realizar para una persona física. Esto se debe a que la nueva persona moral deberá realizar los trámites de creación del “Acta Constitutiva” por medio de un notario y de generar un poder general para el representante legal de la sociedad.

De esta manera, una persona moral se encontrará lista para darse de alta dentro del sistema del SAT, siguiendo las indicaciones que se tienen para hacerlo.

Considera que antes de acudir a una de las oficinas del SAT para completar el proceso de darse de alta, se deberá pasar por la generación de la Pre-Inscripción desde la página de la autoridad fiscal.

Sin embargo, para poder completar el paso de la Pre-Inscripción, deberás contar con la información necesaria para ello, de la cual te hablamos a continuación:

  • Denominación o razón social.
  • Régimen de capital. Ya sea Régimen General o Régimen con fines no lucrativos.
  • Fecha de constitución e inicio de operaciones. Se recomienda que la fecha de inicio de operaciones sea cercana a la fecha de inscripción en el SAT para evitar problemas.
  • Nacionalidad.
  • Registro de domicilio (s) fiscal (es).
  • Datos del representante legal. Es importante que el representante legal de la persona mora cuente con su RFC registrado en el SAT y los datos correspondientes al documento protocolizado que indique que es el representante legal.
  • Definir su actividad o actividades económicas, contando también con sus porcentajes de ingreso estimados.
  • Establecer la forma cómo realizará la nueva persona moral sus actividades, bien sea por cuenta propia, asociación, fideicomiso, entre otros.
  • Conocer como calculará el Impuesto Sobre la Renta (ISR). En este caso podrán centrarse entre hacerlo por coeficiente de utilidad o por acumulación de ingresos (estímulos).
  • Definir sin la empresa contará con trabajadores o no. Pudiendo ser asalariados o asimilados a salarios.
  • Datos de los socios o accionistas (RFC).

Contando con estos datos, ya podrás completar tu Pre-Inscripción en la plataforma del SAT.

Cómo darte de alta como persona moral en el SAT

Para iniciar el trámite de darte de alta como persona moral en el SAT es necesario que comiences realizando la Pre-Inscripción directamente desde el portal web del organismo.

Para ello, será necesario que tengas una computadora con conexión a Internet, así como todos los requisitos anteriormente mencionados, para agilizar el proceso y no tener que moverte a buscar información a otros lugares.

Es importante indicarte que el proceso se termina de manera presencial en uno de los Módulos de Servicios Tributarios de la Administración Desconcentrada de Servicios al Contribuyente, según tu preferencia y domicilio.

En función de que realices tu proceso de la mejor manera posible, a continuación te explicaremos el paso a paso del proceso, permitiéndote seguirlo y conseguir darte de alta como persona moral en el SAT sin inconvenientes.

  • Ingresa a la plataforma. Para comenzar con el proceso deberás ingresar a la página oficial del SAT desde tu navegador de preferencia.
  • Elige la pestaña “Empresas”. Una vez cargue la web, deberás asegurarte de que en su menú superior se encuentre seleccionada la pestaña para empresas.
Procedimiento para dar de alta una persona moral
  • Trámites del RFC. Ahora podrás colocar el cursor sobre el ícono de “Trámites del RFC” que se encuentra en el menú principal de la página. Cuando se te desplieguen las opciones del ícono, presiona en la opción “Ver más”.
Procedimiento para dar de alta una persona moral
  • Pre inscribe tu empresa en el RFC. La siguiente página que te aparecerá te proporcionará una lista de opciones entre las que deberás elegir. Selecciona el apartado para “Inscripción en el RFC” y seguidamente la opción “Pre inscribe tu empresa en el RFC”, la cual podrás ver al desplegar la lista de apartado.

Antes de que puedas continuar con el proceso, se hace necesario que te indiquemos algunos puntos que debes considerar para poder hacer la pre inscripción de la mejor forma posible:

  • Al inicio de cada pantalla podrás leer las instrucciones que te servirán para completar el ingreso de la información que te sea solicitada. Es aconsejable que te tomes el tiempo para leerlas de manera cuidadosa, evitando cometer errores que retrasen o dañen el proceso.
  • Los campos de información que se encuentren marcados con un asterisco (*) son de carácter obligatorio, por lo que deberás colocar la información necesaria sin excepción.
  • Algunos de los campos cuentan con el símbolo, esto te permitirá contar con ayuda extra para que puedas completar correctamente la información que te solicitan.
  • Deberás utilizar las barras de lateral y horizontal para visualizar todo los campos del formulario.
  • Podrás cancelar el proceso en cualquier momento sin que la información sea guardada, pero debes tener presente que de querer volver a hacer la Pre inscripción deberás hacer todo desde el principio.
Procedimiento para dar de alta una persona moral
  • Comienza a llenar el formulario completando la información que te solicitarán sobre la razón social, las fechas de creación y de inicio de operaciones, el régimen del capital, entre otras cosas. Al terminar, completa los caracteres que te pide el sistema antes de presionar “Continuar”.
  • Seguidamente, en la pantalla podrás ver el Paso 2 “Datos de ubicación”. Podrás oprimir el botón “Añadir” para ingresar el domicilio fiscal de la empresa y el de otros domicilios que tenga asociados como sucursales, establecimiento, bodegas, oficinas, entre otros.
  • Completa cada uno de los campos del formulario y presiona “Continuar”. Considera que deberás colocar toda la información relevante a otros domicilios de la empresa antes de continuar.
Procedimiento para dar de alta una persona moral
  • A continuación corresponde completar el Paso 3 “Datos de representante legal y documento protocolizado”. En este formulario es indispensable que coloques primeramente el RFC, puesto que esto llevará a que se despliegue la información de los campos subsecuentes de forma automática.
Procedimiento para dar de alta una persona moral

La información de la sección “Documento protocolizado” no es obligatoria. No obstante, es recomendable que la registres antes de continuar. Al terminar, oprime el botón de “Continuar”.

  • Seguidamente, podrás ver la información del Paso 4 “Cuestionario”. En esta parte podrás ubicar la actividad económica que vas a realizar como persona moral, dándole clic a la opción que corresponda.
Procedimiento para dar de alta una persona moral

Como forma de mejorar el funcionamiento de la plataforma, la misma ha sido dotada de algunos accesos directos que puedes utilizar para moverte fácilmente. En primer lugar, podrás presionar el botón para “Continuar” cuando tengas el cuestionario completo y quieras seguir.

También podrás borrar toda la información del cuestionario y recomenzarlo con solo hacer clic en “Reiniciar cuestionario”. Y por último, cuentas con el botón de “Regresar”, siendo este el que te permitirá retornar a la pantalla anterior y vuelvas a registrar la información.

  • En el caso que presiones “Continuar” serás redirigido a una nueva pantalla, donde te muestran el formulario para recaudar la información de cómo vas a realizar las actividades económicas siendo una persona moral, así como el porcentaje de ingresos que obtendrás para cada una de ellas. Igualmente, proporciona lo solicitado mediante el uso de preguntas complementarios y a información adicional.
Procedimiento para dar de alta una persona moral
  • El paso siguiente es el de proporcionar la información con respecto a los socios o accionistas que conforman la persona moral. Deberás colocar el RFC de cada uno de ellos, incluyendo también la información pertinente que te sea pedida por el sistema.
  • Ahora podrás ver el “Resumen” del cuestionario de actividades económicas y obligaciones de personas morales. Revísalo detenidamente y luego podrás dar clic en “Guardar datos del Cuestionario” (teniendo en cuenta que toda la información se encuentre bien).
  • Para el despliegue del Paso 5 “Vista Previa” solo hará falta que presiones “Continuar”. Así finalizas el proceso de proporcionarle información al sistema y podrás generar el “Acuse de pre inscripción al Registro Federal de Contribuyente”.

Podrás descargarlo y guardarlo para poder presentarlo en una de las oficinas en el momento de terminar todo el proceso de inscripción como persona moral en el SAT.

Considera que esta presentación deberás hacerla según los datos de la cita previa que deberás pedir para poder ser atendido en una de las oficinas del Servicio de Administración Tributaria. También recuerda que debes presentar los requisitos mencionados con anterioridad en regla para facilitar el proceso.

Tener una empresa es uno de los sueños de cualquier persona emprendedora. Sin embargo, antes de aventurarse, se hace conveniente conocer todo lo que concierne a los procesos fiscales y la documentación que se necesita para ello.

Justo en esto radica la importancia de que puedas conocer toda la información disponible para darte de alta como persona moral en el SAT, evitando contra tiempo y problemas que pueden retrasar considerablemente el funcionamiento de tu empresa.